ERICKA DEYANIRA OVANDO BECERRIL



Obra visual: Ban Sarolta


HABLAR DE TODO SIN QUE LA CIUDAD UNO SOBREVIVA

Girar mientras sus hijos se parten por las alcantarillas 
diseccionados entre las rejillas y los orificios.

Hablar de él.
Él es una galería de arte
escribe:
ciudad uno, ciudad dos, tres, cuatro
recorta imágenes de relieves
siluetas de imágenes dibujadas en una pared
de historias contadas en símbolos y lápices
de reseñas y huellas digitales
que se parten en cuatro,
al combinarlas
son registros de hombres perdidos hace veinte años
que citan el centro de la ciudad.

La ciudad estaba sitiada
sobresalía su sombra
caminaba de noche entre encabezados
apoyaba la mano derecha sobre la pared para encontrar la salida
pero estaba bloqueada.

La ciudad ahora es un vagón abandonado donde
él canta en medio de la plaza
sus ojos saltones se pintan de tonalidades eléctricas
su boca babea
observando los peinados en medio de la explanada,
hasta que el hambre lo desfigura
es un arma de alto calibre
sus ojos desorbitados son un conjunto animado
sus ojos desorbitados son las llaves en un laberinto.


LOS LENGUAJES DE PROGRAMACIÓN DEBERÍAN SER MÁS SIMPLES

Como los monumentos y las personas
la instalación de un sistema
el sistema es obsoleto
el sistema tiene fallas irreparables
no es funcional.

Agregar página en blanco
necesito seis páginas
ciento veinte versos
por diez historias contadas sobre un rascacielos
y siete vuelos internacionales cancelados
en el estallido de un hombre
en la migraña, en los cielos desde la lejanía. 

Agregar a un bloc de notas un ensayo racial
un artículo científico sobre un virus mortal
insertar: fila              celda
borrar esto que llamas:      puerta                        ventana                     casa
esto que llamas hospital                 escuela,
esto que funcionaba enumerado           
enunciado según su significado
esto que era el canto de un hombre hace veinte décadas
hoy es un álbum de terror en algún lado.

De acuerdo con la conjugación de los verbos en el olvido de x2
x significa la técnica perdida en un laberinto burócrata
x es el número de puertas a cruzar
es el listado de documentos
x es un billete en un mostrador
representa el viaje en los pasillos
es el mundo visto desde el otro lado
x es el número de genios cobijados en papel que nadie conoce
los anteojos forjados por rocas que no dejan ver el escenario.


QUINCE MONEDAS EN EL BOLSILLO SON LA ALARMA

la alarma que hace pensar en encontrar señales en los autos
en el andar
en los mil y un ladrillos de una casa
es pensar en payasos vestidos de sotana
dejar caer el polvo
blanquear el piso
las calles están disfrazadas de gris, son color tornasol.

Crear revoluciones
mutar, mutar la poesía
en lenguajes mutantes de una cadena infinita
arriesgar dictados
en palabras que son solo huellas al lado del camino.

Las palabras son ojos
son manos
palmas pasadas por el fuego 
denuncias en forma de gritos
de anotaciones, conmutaciones
de risas.

La búsqueda implacable de sueños no remunerados
es la teoría del capitalismo pintada con gis en el piso de una escuela.

El diseño perfecto de una cigarra proyectada,
las palabras son cigarras que aparecen de forma milagrosa
son las leyendas de luciérnagas a las orillas de las ciudades
de fogatas afuera de los basureros
y fractales que llevan a tesoros escondidos.

Las palabras son pueblos
los pueblos son palabras
los pueblos son caracolas
son títulos y subtítulos
percepciones.

Escribir después de una historia
dudar de su existencia, escribir con permiso sobre el ayer
estos son mis dientes adoloridos
las palabras son dientes adoloridos
las caracolas laberínticas llevan a los dientes 
que se caen mientras el tiempo avanza.


ERA UNA CAJA DE MADERA

Que callaba al golpe de las olas
A la espera de un algoritmo.

Era una fotografía que era un fantasma
donde se pintaban poemas en el suelo
para establecer que se escribe desde cualquier lado. ´

Era el mundo a cinco milímetros del limite
sin sonido, el deslice de la nieve en su cabeza.

No era el dictamen
ni la espera en medio de un retrato
ni la bandera que parlotea bajo la sombra
ni en la palabra
ni el subconsciente.

Era una fotografía que era un mundo
donde no había imposibles
y aquellos hombres 
estaban en universos paralelos
y ahora ruedan hasta el imaginario
miran y miran
y andan
no le temen a los ratones
saben que los ratones mueren asfixiados en el metro cada mañana
saben que los ratones asustan a los elefantes
y aun así mueren envenenados.

Según la caja de madera las manecillas caminan al revés
cómo quien reencuentra su estilo
y las ciudades anuncian
mientras reescriben el camino de regreso a casa,
donde se escucha
que la palabra se arrastra
 para gritarnos que cayó al vacío.

En una fotografía están aquellos
que no reconocen su silueta
y son llevados a sus pensamientos
hasta saciarse,
hasta vivir de la risa
hasta no ser conscientes de que ocupan un lugar en el espacio
donde nadie sabe que cayeron al vacío
para provocar
querer salvar al mundo.

una fotografía es el sueño de alguien
el sueño de alguien es una caja que pone el universo de cabeza.


TODO POEMA PUEDE SER UNA ECUACIÓN

Según la incógnita de la ecuación f(x):
Él es,
un ion perdido en la materia,
una chamarra de cuero libre de estática 
un pantalón deslavado.

Según la primera derivada:
Es una célula muerta en un charco de sangre en el asfalto,
 el transporte activo de costales de carne,
un hombre vestido de oficial con la metralla sobre su hombro.

Según la integral de esta ecuación;
Es una célula madre que muere,
porque
ya no es más célula madre,
se ha convertido
en una célula de cáncer no tratado.
De acuerdo con la gráfica:
     Se ha producido metástasis,
     Se pudren las entrañas del cuerpo huésped.


OJOS BAJO LA CAMA

No se cómo se debe respirar debajo de la cama
con las venas superficiales sobresaltadas
los ojos de acecho
las manos apretadas,
y expresar según las leyes de newton la fuerza y la energía.

No se cómo caminamos en la banqueta
con un ritmo establecido
como entre monos tambaleándose en el asfalto

Nos sentamos observando y volteamos hacia atrás
una     dos     tres veces
le tememos a la oscuridad

Contamos cuentos de terror
en teléfonos sin señal
no sé cómo, acostados sobre la cama
sentimos caer al vacío
sentimos nuestro cuerpo
lejos de las sabanas
prendemos la luz
y esperamos movimientos veloces de supervivencia.

Nos cuidamos con todo tipo de mecanismos
recurrimos a llamadas que son perdidas
a imágenes que no llevan a nada
con números            letras              signos
e imágenes borrosas.

No se cómo mis falanges tienen miedo
De salir a las 12 rumbo al este
y esperar el sol
escribir mensajes en la pared
reciclamos poemas entre el agua llena de residuos.

Nadie puede recitar las palabras que se hacen diminutas
ilegibles, esperando que nadie las encuentre.

RECOMENDACIONES PARA TRANSITAR SOLO

Si cruzas una puerta
no olvides cerrarla
evitar incidentes
voltear con frecuencia
observar a tus amigos imaginarios
observar a los niños
observarte en el espejo antes de salir.

Si te persiguen cruza la calle
cruza la puerta
la ventana
no abras
camina entre los autos
haz sonar las alarmas
cierra los ojos un instante
para ver que no estés dormido.

Corre
entre las habitaciones
pasa detrás de un anuncio
de un librero, se invisible,
hasta que las orejas y los ojos se te caigan
rueden debajo del sillón
y nadie pueda reconocerte.

Camina por lugares solitarios
nadie debe verte
pide ayuda
habla por teléfono  
los ojos te resguardan
no confíes en los autos repletos
en lugares repletos
de hombres con el cuerpo al revés
no confíes en el rostro de un extraño
cúbrete con máscaras 
sin dejar a un niño al cuidado de la suerte,
la suerte es de confianza
no olvides su fisonomía
su vestimenta,
señas particulares
él cuidaba a los niños
los niños cuidaban de él
los niños deben desconfiar de personas extrañas
desconfiar de sí mismos
no creer en los túneles secretos
no pasar por puertas desconocidas
nadie debe confiar en ellos.


UN CARRUSEL ES LA ESCENA DEL CRIMEN

Nombre completo
número telefónico
dirección
los nombres completos de los padres
el principal sospechoso
y el camino a casa.

Los padres tienen pesadillas
donde ellos vuelven a ser niños
los padres nunca fueron padres
salen en la televisión
 y tienen visiones donde corren descalzos para salvar su Smartphone
mientras miran las estrellas en el concreto.

Fingen ser pordioseros
y atravesar lotes baldíos
construcciones o atajos sin alumbrado
evitan hablar.

Declaran que en caso de tener un encuentro cara a cara
debes actuar con calma,
no hagas movimientos que alteren y violenten
no observes
los ojos coloridos de estos individuos
no huelas su aroma otra dimensión
ni esperes ver su sangre a través de su piel
evita cualquier enfrentamiento físico
haz lo que se te pida
y permanece callado.

Agáchate
di tu nombre
reza
no mires a los ojos
porque sentirás que ves a un perro rabioso que debe ser sacrificado,
bajo ninguna circunstancia te arriesgues
no trates de perseguirlos
debes ser invisible
regresa por donde llegaste.


Ericka Deyanira Ovando Becerril (Cd. México 1996) escribe desde la ciudad de San Luis Potosí, estudia Ingeniería Biomédica en la UASLP. Fue ganadora del primer concurso MasterPeace (cuento) y formó parte del taller de creación y critica poética Comprender al salmón (IPBA y CEART). Cree en la imaginación, las letras y las ciencias exactas.

Entradas populares

Lxs más leidxs